Las tecnologías digitales de la comunicación ofrecen numerosas ventajas a los pacientes, especialmente a aquellos que cuentan con dificultades a la hora de desplazarse o no pueden dejar su lugar de residencia, de edad avanzada, crónicos o con enfermedades degenerativas. En estos casos el poder acceder a asistencia de calidad sin tener que acudir presencialmente y con profesionales de referencia se vuelve incluso más importante. 

Dichos pacientes pueden comunicarse con sus profesionales sanitarios, gracias a los servicios de mensajería de las plataformas de salud digital, que ofrecen la posibilidad de realizar videoconsultas y chats entre pacientes y médicos. Este sistema de comunicación directa con el paciente, no solo agiliza los procesos o ahorran visitas innecesarias a consulta, sino que incrementan la satisfacción de los pacientes.

Algunos profesionales pueden dudar de si sus pacientes de edad más avanzada podrán afrontar el reto de comunicarse mediante las tecnologías digitales. Sin embargo, nuestros mayores están cada vez más familiarizados con las diferentes tecnologías, ya sea en su vida cotidiana o para comunicarse con sus familiares, como sus nietos. Es común que cuenten con un smartphone o diferentes dispositivos móviles. Además es frecuente que por cada persona mayor, haya un millenial o un cuidador que le aporte esa ayuda complementaria que pueda necesitar para manejarlas. 

Además, las posibilidades de monitorización y prevención se multiplican mediante este tipo de atención digital, facilitando que los pacientes de mayor edad se mantengan en buena forma y cuenten con un estado de salud óptimo. Por eso decimos que la salud digital es eminentemente preventiva


Mediante el uso de plataformas de salud digital como Docline, los pacientes de edad avanzada se ahorrarán esperas y colas, desplazamientos e intermediarios que puedan ralentizar la visita al médico. En su caso, el fácil y cómodo acceso a la atención y cuidados médicos resulta incluso más importante, sin olvidar que tienen la posibilidad de acceder a especialistas de primer nivel desde su misma casa.